Sep 01 2016

El gozo del encuentro

1 de septiembre

Conocerse bien a uno mismo, es entrar en contacto con el otro, distinguirlo, representa un primer e importante paso para lograr ser artífice de la propia vida. A eso conduce la dinámica de encuentro, la primera de esta mañana, y, podría decirse, de esta primera etapa del Capítulo General en ciernes.

Las ciudades medievales suelen tener muros con puertas, se nos decía en la introducción de la celebración de laudes esta mañana. Esas puertas van formando con frecuencia círculos concéntricos. Un buen símil para la jornada de este encuentro. Una primera puerta fue la convocatoria lanzada desde el año anterior. Después, otra puerta, la espiritual, la de la interioridad que se da al inicio de todo el trabajo capitular. La última está por abrirse, el día 7 con la apertura oficial de este acontecimiento congregacional.

Un espacio propicio para conocerse y compartir es el que se dispone a la mitad de la mañana. La alegría marca esta reunión donde se van soltando tensiones y cansancios propios de los preparativos, el viaje, la adaptación, etc.

Un trabajo personal y grupal para compartir sentimientos y expectativas, presentado de manera muy creativa, sirve de escenario para echar a volar el corazón y despejar la mente. Al final, con abrazos y amplias sonrisas, se recibe un bello regalo, una bolsa con todo lo necesario, para el trabajo de este tiempo capitular

La tarde se despliega, maleta en mano…partida hacia Frascati para la jornada de reflexión espiritual. Días de retiro que orientaran el discernimiento y recogerán los sentimientos, ahora un poco en vuelo.

Las manos levantadas para una corta despedida porque lo sabemos…nos espera la Congregación.

Primer encuentro del 1 de septiembre - Dinámica de integración y conocimiento.

PRIMER ENCUENTRO GRUPAL…LA ALEGRIA DE COMPARTIR

El 1 de septiembre, antes de viajar a Frascati, lugar escogido para unos días de reflexión y oración, se realizó una dinámica de integración interesante y significativa por su contenido. Reunidas en grupos las hermanas respondieron y compartieron a nivel personal y grupal los datos personales y los sentimientos que fluyen ante la celebración y participación en este capítulo.

En forma creativa cada equipo presenta a los miembros de su grupo y, con la palabra Capítulo, forman un acróstico cuyas letras recogen las expectativas de las participantes. Fundamental es la reflexión sobre la pregunta:

¿Qué fronteras y miedos te sientes llamada a dejar atrás, en la celebración del XXII Capítulo General?

Este es el resumen de todos los acrósticos recogidos por los grupos, sentida expresión de la realidad personal. Lo compartimos con alegría.

C

ircularidad y colegialidad, camino en esperanza, capacidad de estar, celebración de la vida en fraternidad, sencillez e integración, comunión de fe. Corazón alegre y compasivo.

A
pertura y acogida al Espíritu, al otro y a lo nuevo.
P
articipación responsable y sencilla, priorización, para captar la novedad de Dios, para superar fronteras y miedos, pertenencia amando y sirviendo.
I
nclusión, iluminación del Espíritu y de la Palabra, impulso para el seguimiento de Jesús, imaginación, ilusión e ímpetu misionero.
T
iempo de gracia, transparencia en libertad y minoridad, teniendo en cuenta la realidad, transformación interior. Tarea humanizadora.
U
nidad congregacional en la diversidad, universalidad.
L
ímites provinciales, físicos, estructurales. Lugar donde Dios se manifiesta. Los desafíos. Libertad para amar, servir, discernir y vencer temores.
O
bediencia activa y responsable a Dios y a los hermanos. Oportunidades para la misión Terciario Capuchina. Oración en escucha y discernimiento de los signos de los tiempos.

Salida a retiro en Frascatti

Llegada a Frascatti